10 consejos para mejorar como fotógrafos sin gastarse un euro

Gracias a nuestro compañero Pito, os presentemos estos 10 consejos para mejorar como fotógrafos.
1-Reconozcámoslo: la limitación casi siempre es nuestra

Creo que este debería ser el primer consejo y el más importante de todos los que se pueden dar, la base para aceptar los siguientes y empezar a mejorar: reconocer que lo que mas cojea en nuestro equipo somos nosotros. Tenemos unos equipos que hace 20 años los mejores profesionales no podían ni imaginar, y aun así en muchas ocasiones tendemos a echarle la culpa de la baja calidad de nuestras fotos a la falta de tal o cual objetivo, sensor, o adelanto variopinto, cuando de lo que se trata en casi todos los casos simplemente es…. de limitación personal.
Cambiar la cámara o calzarle un objetivo de 1000€ seguramente no mejore nuestras fotos y solo nos lleve a la frustración si no nos esforzamos en aplicar algunos de los otros nueve consejos que siguen….

 

2-Conoce tu cámara.

Antes de comprar una cámara nueva, se suele empapar uno de sesudas comparativas, reviews, análisis, (51 o 63 puntos de enfoque nos parece algo vital en el devenir futuro de nuestras grandes obras) todo nos parece poco y descartamos modelos “inferiores” o algo antiguos convencidos de que no estarán a la altura de nuestras habilidades.
Pero la realidad es que una vez hecha la compra, el libro de instrucciones se queda casi sin abrir, impoluto en su caja (gran cosa a la hora de vender el equipo) y nos quedamos sin utilizar la mayor parte de esos adelantos que hemos pagado y que considerábamos tan fundamentales. Por poner un ejemplo, el caso del que llega a la quedada de nocturnas sin tener ni idea de donde se activa el bulb es bastante habitual.
Por lo tanto, saber de qué es capaz nuestro equipo es el primer paso para llegar a exprimirlo al máximo. Trastea con la cámara, ponla a prueba, navega en los menús y apréndetela de memoria.

 

3-Lee y estudia

Hoy en día las posibilidades para acceder a todo tipo de información y lecturas sobre la fotografía son inmensas; libros, revistas, webs, foros, videos…Hay una gran cantidad de información esperando a que nos desperecemos y nos pongamos en serio a aprender. Composición, teoría del color, ajustes de la cámara, el uso del flash, ópticas… nos quedan michísimas cosas  por aprender y tenemos muchas posibilidades de hacerlo con un poco de interés.
Como todo conocimiento, tiene su parte teórica, que no se improvisa ni se adquiere por el método de ensayo y error. El volumen de  información que podemos encontrar en la web es apabullante…y gratuito!!

 

4-Practica y entrena

Algo básico en el manejo de cualquier herramienta es la práctica en su utilización ¿Cuantas veces hemos visto a algún orgulloso portador de full frames sudar para conseguir cambiar un objetivo o enchufar un parasol con un mínimo de soltura y dignidad?
Manejar los diales y botones sin apartar la vista del visor nos permitirá centrarnos en lo que vemos, en lo que buscamos. Deben ser movimientos reflejos como los que realizamos al conducir nuestro coche y eso solo se consigue trasteando mucho con la cámara. A mi, personalmente, me dice mucho más de la calidad de un fotógrafo el modo en que mueve la cámara y lleva el ojo al visor que todas las siglas que lleven grabados sus objetivos (eso es muy facil de conseguir tirando de visa).
Realmente, no necesitas un estabilizador de cinco pasos, si no mas bien practicar para que no te tiemble el pulso. Ni un SWD o HSM para tus macros, sino dominar bien el enfoque manual; ni un mega-trípode hidráulico motorizado para un barrido, sino practicar a hacerlo a mano con soltura…. Práctica, práctica y mas práctica.

 

5-Educa tu mirada

Mira a tu alrededor, ponle un marco imaginario a tu visión, crea la imagen en tu cabeza. La costumbre hará que tu mirada y la realidad de tus imágenes coincidan (suele pasar lo contrario). En el foro a veces se comenta alguna foto con un “bien vista”…es exactamente eso; el saber ver la foto. Yo os recomendaría echar un vistazo a webs como 500px.com y daros un garbeo por sus galerías. El ver como tratan otros los distintos temas, su interpretación de la realidad, su forma de crear, nos será muy útil a la hora de “ver” nuestras futuras fotos. En un mismo lugar, con el mismo equipo, un fotógrafo consigue ver y cazar docenas de imágenes y otro solamente dos o tres….o ninguna. Es evidente que la diferencia la marca fundamentalmente el ojo y no la cámara.

 

6-Aprende a procesar

Aunque a veces cuestionado por los más puristas, el procesado es una herramienta fabulosa que pone todo el control del resultado final en nuestras manos. De hecho, lo contrario es, en parte, confiar el resultado a la “idea” de procesar que tenga nuestra cámara. Los retoques básicos como enderezar, recortar, niveles o corrección de color no alteran para nada la veracidad de la imagen y la mejoran notablemente. Todos ellos se hacían ya en la fotografía química y nadie consideraba eso una falsificación así que …
A partir de ahí las posibilidades se multiplican hasta el infinito. Hoy disponemos de gran cantidad de programas freeware desde los mas básicos, que cumplen perfectamente su función a otros, que siendo gratuitos ponen a nuestro alcance complejas herramientas de edición a la altura del Photoshop como por ejemplo el Gimp.

 

7-Analiza los exif

Recuerdo allá por el medioevo, cuando andaba yo intentando aprender los entresijos de la “afotación”, hacia mis prácticas incluyendo en el encuadre una hoja escrita a mano con los parámetros utilizados y así poder sacar después mis (escasas) conclusiones. Hoy tenemos esa virguería que son los Exif, que vienen incrustados en cada fotografía y nos dan toda la información de la toma. No solemos hacerles mucho caso pero si dedicamos algún tiempo a su análisis, nos dirán muchas cosas sobre nuestras fotos, sobre todo si aun tiramos en automático, ya que normalmente no sabemos los ajustes que eligió la cámara.  Y por supuesto analizar los exif de las imágenes de otros para ver su modo de trabajo y los ajustes elegidos.

 

8-Intenta utilizar los modos manuales

El modo automático es muy cómodo, de eso no hay duda y muy practico en ciertas ocasiones (yo lo utilizo a veces y sin ningun complejo); reconozcamos que la imagen del tipo con una docena de niños en un cumple esperando aburridos a que el muy pelma encuentre sus ajustes manuales es un poco patética.
Pero si queremos realmente aprender, mejorar, y tomar el control de nuestras fotos debemos tratar de ir pillándole el truco a los ajustes manuales. Elegir una profundidad de campo reducida o más amplia, una escena con movimiento o congelada, una sensibilidad alta para ganar velocidad….nos permitirá representar con precisión lo que queremos expresar. No siempre necesitaremos el modo M; a veces los semiautomáticos A y S son perfectos para situaciones en que tenemos claro si queremos priorizar una velocidad o un diafragma determinado. Se trata, en fin, de que los resultados sean lo que nosotros decidimos hacer y no fruto de la casualidad o de la electrónica.

 

9-Intenta huir de los tópicos.

A veces cuando comenzamos a fotografiar e ir más allá de la foto turistico-familiar, podemos caer en el intento de repetir fotos con temas trillados, imágenes repetidas ya muchas veces y que delatan nuestra condición de principiantes: puestas de sol sin interés, flores sin ninguna gracia fotografiadas a pleno sol, iglesias/estatuas/puentes fusilados sin aportar nada… Ese es un reto dificil y a veces complicado de afrontar. Trata de buscar temas interesantes, nuevos, o de enfocar con tu aportacion personal los temas ya mas clasicos. Nos rodean por todos los lados motivos “afotables” esperando a que les demos nuestro punto de vista personal, sin necesidad de desplazarnos a un campo a realizar una foto igual a otros millones de fotos similares. ¡¡ Abre tu imaginación a f1,8 !!

 

10-Exponte a la critica.

Nuestro entorno más próximo suele ser muy benevolente a la hora de valorar nuestras fotos y ello no nos ayuda mucho a conseguir progresos en nuestros resultados. Enseñarle una foto a nuestra madre/novia/esposa suele obtener un fácil “eres un fenómeno” y aunque es una pequeña satisfacción, nos estanca en la autocomplacencia. La participación en un foro como Olympistas, y la publicación en él de nuestros trabajos, garantiza una critica objetiva y menos complaciente, cosa que nos hará esmerarnos mas a la hora de hacer nuestras fotos y eleva nuestro nivel de autoexigencia. El hecho de que mucha gente, compañeros de afición, dediquen un buen rato de su tiempo a ver nuestras fotos, las analicen, nos den sus opiniones y sus consejos, es un todo un privilegio que seria una pena no aprovechar. De esta forma la progresión está asegurada ¡y además a toda velocidad!

Esta entrada fue publicada en Articulos. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a 10 consejos para mejorar como fotógrafos sin gastarse un euro

  1. FelixEA dijo:

    Identificado en mas algno de los puntos descritos… no dire cuales g g g que uno tiene una reputacion que mantener 😉

    Gracias Pito.

  2. Ramontxu dijo:

    Hola
    Felicidades por los consejos, son COJONU_dos !! pero…
    el punto numero siete es muy importante ya que echo en falta los famosos datos EXIF de las imágenes que se suben al foro. Entiendo que de esa información TODOS aprendemos, TODOS podemos practicar y experimentar.
    De poco vale, al margen del disfrute de la mera fotografía, ver fotos y fotos sin conocer el método y forma de su toma.
    Para mi, el punto siete, el más importante.
    Saludos y felicidades por el trabajo que se realiza en este portal. 😉

Deja un comentario